Luego de más de 10 años de no recibir mantenimiento, el alcalde capitalino Ulises Mejía Haro puso en marcha un programa para renovar más de 1,800 placas que darán un reordenamiento, claridad y certeza jurídica a cada calle de la Joya de la Corona.

En el emblemático Barrio La Pinta, el primero en la historia de la Joya de la Corona, el primer edil destacó que “el Patrimonio Mundial no solo es la Catedral, nuestras plazas y plazuelas, el Centro Histórico, también son los barrios y colonias, lo tangible e intangible, y es en los barrios donde se detecta más lo intangible, nuestras tradiciones”, de ahí la importancia de comenzar esta estrategia en estos polígonos que den certeza legal a las familias y continuar con las acciones en todo el municipio.

Juan Manuel Lugo Botello, Secretario de Desarrollo Urbano y Medio Ambiente, enfatizó que con este programa se pretende “dotarle de acta de nacimiento a las calles” y garantizar una seguridad y certeza jurídica a cada vialidad, acción que se realiza con la visión del alcalde Ulises Mejía Haro.

La diputada local Mónica Borrego Estrada reconoció el trabajo del primer edil por responder con trabajo a las necesidades de la ciudadanía, siempre en coordinación con los tres niveles de gobierno y los tres poderes de la mano de la ciudadanía: “gracias por siempre trabajar por los ciudadanos, cuente siempre con el apoyo de la Legislatura”.