Pese a sufrir un problema con el embrague y el chasis de su auto durante la carrera, el piloto tapatío, Pepe González, se mostró contento con su regreso a las pistas, durante la undécima fecha de la NASCAR PEAK México Series 2018, efectuada en el Trióvalo de Guadalajara.

El experimentado volante, quien estuvo a bordo del auto marcado con el número 24 CasaDonRamón-TransportesEspecializadosSUE-INDUSTRONIC-AMISTAD advirtió que buscará una mejor actuación en el cierre de la temporada de los Stock Cars, el próximo 2 de diciembre en el Autódromo Internacional de los Hermanos Rodríguez de la Ciudad de México.

“Estamos contentos, el auto rindió bien, del lugar 22 fuimos remontando hasta el lugar 12, ahí tuvimos una falla, teníamos un chasis difícil que en ritmo de carrera comienza a degradarse, hicimos lo que más pudimos”, expresó el tapatío.

“Me siento bien, gracias a mis patrocinadores pudimos regresar, tuvimos un problema con un clutch, pero esto no nos deja así, vamos con todo para la final”, apuntó González, quien concluyó la undécima fecha ubicado en el lugar 20.

En ese sentido, el integrante de la escudería AVM Racing adelantó que para el siguiente año realizará cambios a su auto para poder ubicarse dentro de los primeros lugares.

“Los primeros 20 minutos el carro es bueno, pero luego empieza a degradarse conforme agarra potencia, tuvimos la oportunidad de que hubo varias rearrancadas y agarrábamos ritmo, rebasábamos a los que se podía”, refirió el experimentado piloto.

“Pero luego entrabamos en ritmo y el carro comenzaba a no agarrase bien, por un tema del chasis, vamos a cambiarlos el año que viene, estamos muy contentos con el desempeño”, finalizó Pepe González.